Fiestas

El Portavoz Municipal Vicent Vaello, denuncia el descalabro de este desgobierno municipal

Sinsentido ocurrido el pasado jueves santo durante la procesión del silencio.

El Grupo Municipal Socialista denuncia que el pasado jueves santo, y tras dos años de ausencia debido a la maligna pandemia, tuvo lugar la siempre emotiva Procesión del Silencio. Aunque más que en silencio, algunos se quedaron mudos.

Durante la tarde del jueves se pudo ver por las calles del centro (en este caso Dr. Fleming) un trasiego inusual de policía (intentando hacer lo mejor posible su trabajo dentro de las posibilidades que tenían) y de un trabajador de la empresa encargada del servicio de limpieza, corriendo de una parte a otra de la calle con una transpaleta, moviendo los contenedores de basura de la calle y desplazándolos a las colindantes.

A las 23’00h. tal y como estaba anunciado, se inició la Procesión del Silencio por las calles céntricas del centro histórico. Se apagaron todas las farolas de iluminación pública (tal y como había anunciado el Sr. Alcalde por medio de un bando) y, con todo ello, se consiguió dar el ambiente requerido para tal evento.
Al llegar a la mencionada calle algunos de los y las procesionales, así como del público asistente, se quedó mudo, sin palabras, al observar que había dos vehículos estacionados en la calle que entorpecían el tránsito y obligaba a la procesión a serpentear intentado eludirlos.

Sabemos que el contrato de la grúa municipal llega tarde y mal. Incluso se anunció este hecho y sus repercusiones hace pocos días en un diario de tirada provincial.

No podemos entender cómo puede pasar esto, señores y señoras del ¿Equipo de Gobierno?
Que llegue este momento y ocurra lo acontecido el jueves, además, demuestra una vez más la desidia y total dejadez por parte de quienes, para mayor inri, procesionaban como autoridades al final de la procesión.
Esto es un completo desastre de gobierno municipal.