Local

Cs acusa al alcalde de El Campello de censura

Cs acusa al alcalde de El Campello de censurar a una alta funcionaria que cuestiona el informe sobre el fraccionamiento de contratos

La jefa de servicio de Infraestructuras no ha podido intervenir en la comisión y el portavoz naranja, responsable de esta área, califica la actitud de su socio de gobierno de «despótica y caciquil». El primer edil replica que la técnico no podía participar al ser un punto de Intervención del que solo se daba cuenta y lamenta el «desconocimiento» de Cs

Nuevo choque entre el PP y Cs, socios de gobierno en El Campello. Los naranjas han acusado al alcalde Juanjo Berenguer (PP) de «vetar» y «censurar» a la jefa de servicio de Infraestructuras y Servicios, que ha cuestionado el informe de control financiero sobre posible fraccionamiento de contratos. El portavoz de Cs y concejal de Infraestructuras y Servicios, Julio Oca, ha calificado la actitud del primer edil de «caciquil y despótica», afirmando no entender «esta opacidad y falta de transparencia, y ha convocado una reunión para el martes para que los grupos que así lo deseen puedan escuchar los argumentos de la alta funcionaria, que precisamente está procesada junto con los dos últimos alcaldes y tres ediles por supuesto fraccionamiento de contratos, y sabe de primera mano las consecuencias de este tipo de prácticas de las que abusa El Campello. Sus alegaciones cuestionan las órdenes por las que se rigen en el Ayuntamiento los contratos menores y pone en duda la legalidad de los contratos firmados desde 2018.

El informe de Intervención, fechado hace ya casi tres meses, adelantado el pasado fin y del que dará cuenta el pleno el próximo jueves, alertaba del posible fraccionamiento de 34 contratos en El Campello por 2,3 millones entre 2019 y 2020. Advertía de un abuso de esta modalidad de contratos a dedo y destacaba que el 66% de los contratos menores sin tramitación previa se concentra en las áreas de Servicios, Parques, Playas y Medio Ambiente, concejalías en manos de Cs. Esta formación presentó alegaciones a través de su jefa de servicio, poniendo en duda el método de cálculo y otros aspectos del documento, pero no han sido aceptadas por, según el Ayuntamiento, llegar fuera de plazo, algo que niega Cs. Además, se ha generado un segundo expediente para dejar fuera estas alegaciones, que solo constan en el original, que está incompleto, según la formación naranja.

Esquerra Unida había solicitado formalmente la presencia de la funcionaria en la comisión para que expusiera sus argumentos, al no estar recogidos en el expediente en cuestión. Y Cs había hecho suya esta propuesta, por lo que la jefa de servicio ha acudido a la comisión donde se iba a dar cuenta del informe, pero según ha explicado la formación naranja y confirmado otros partidos, el alcalde no ha permitido su acceso, alegando que se trataba de una comisión de Intervención. Y tampoco ha aceptado que interviniera en el último punto de «información de asuntos». Por ello, los dos ediles han abandonado las comisiones tras el punto conflictivo en protesta, regresando para poder defender sus mociones que van al pleno. Así, PP y Cs han vuelto a evidenciar la fractura que existe en el ejecutivo, que acumula numerosos choques y que ha estado a punto de saltar por los aires en varias ocasiones en el último año.

Oca a manifestado que «el alcalde ha vetado y censurado a la técnico de Infraestructuras, por lo que nos hemos salido después de las comisiones. Ha tenido una actitud despótica y caciquil al vetar a la funcionaria y a nosotros. Las alegaciones de la jefa de servicio se presentaron en tiempo y forma, después Intervención respondió a las mismas, y ya no nos han aceptado el siguiente informe que presentó como respuesta». Así, se han generado dos expedientes paralelos, el original, donde solo figura la respuesta de
Infraestructuras a Intervención y la contestación rechazándola por estar fuera de plazo. Y un nuevo expediente donde se recoge todo el contenido, salvo lo que hay en el original.

El portavoz de Cs ha lamentado que «pese a que el secretario veía bien que se agrupara todo en el mismo expediente, Intervención lo ha rechazado y se ha creado un nuevo que no recoge toda la información». Oca ha destacado que «mi departamento ha sido el único de todo el Ayuntamiento que ha presentado alegaciones, 60 páginas, y no se han tenido en cuenta ni se ha permitido que se expusieran en la comisión. Por eso, este martes hemos convocado una reunión a los grupos que quieran en el departamento de Infraestructuras para preguntas o aclaraciones sobre las alegaciones». El regidor destacó que «no entendemos esta opacidad y falta de transparencia por parte del alcalde», y en cuanto al informe de Intervención señaló que «depende cómo se analicen los datos se dan unos resultados. Si las áreas de Cs manejan el 60% del presupuesto, lo normal es que tengamos más contratos menores. Pero lo que hay que hacer es mirar el número de contratos menores respecto al total que tiene cada área». Así mismo, también advierte de otras importantes deficiencias en el funcionamiento del Consistorio que están afectando a la tramitación de esos contratos y
a las adjudicaciones, aunque no podía dar más detalles del contenido de sus alegaciones.

Por su parte Juanjo Berenguer ha respondido a estas acusaciones señalando que «este expediente es de Intervención, y en la comisión se ha explicado qué es, los documentos que tiene que tener, los plazos…
Otra cosa es lo que quiera otro que sea en lugar del objeto de esa comisión. Se iba a dar cuenta del informe, nada más», por lo que no procedía la intervención de la funcionaria, y así lo han refrendado desde Intervención y el secretario. Berenguer ha agregado que «otra cosa es la lectura que se haga de ese informe
para sacar conclusiones y tomar medidas. De eso se puede hablar después, pero ahora era solo dar cuenta». Además ha recordado que Oca ha demorado el dar cuenta de ese informe durante mes y medio «porque tenía solo que firmarlo, y ya está, no podía hacer nada más», destacando que «es algo que ha hecho por segunda vez», en referencia al bloqueo hace un año de otro informe para la subida del agua desalada que provocó otros cisma en el ejecutivo. A este respecto, Oca ha defendido el retraso alegando que tenía que estudiar el
documento en cuestión.

Berenguer ha añadido por otra parte, respecto al procedimiento de los contratos menores, que «llevo tiempo hablando con el secretario sobre ese tema para clarificarlo, y ha refrendado que es legal. La gente oye lo que quiere oír», respaldando esta posición tanto Intervención como Contratación.

Desde EU, formación que había solicitado la presenta de la funcionaria, ha explicado que «el mismo viernes, en cuanto tuvimos conocimiento del escrito presentado por la técnica municipal, desde EU solicitamos, formalmente, poder contar con la presencia de la técnica para que se nos pudieran dar todas las explicaciones pertinentes en un problema tan importante como el del fraccionamiento de contratos.

Lamentablemente, hoy, hemos presenciado un bochornoso espectáculo cuando el alcalde no ha permitido el acceso a la técnica municipal, dejándola en la puerta y a los concejales sin poder abordar el asunto directamente con ella. Entre otras cuestiones está técnica está solicitando un informe jurídico sobre
cuestiones bastante graves e importantes como la legalidad o validez de los contratos menores emitidos desde 2018 o sobre la legalidad de las instrucciones municipales de tramitación de contratos menores, entre otras cuestiones. Por lo que era más que necesaria su participación en la comisión informativa». Y ha anunciado que «desde EU ya hemos confirmado que mañana asistiremos al despacho de la concejalía de infraestructuras para poder escuchar a la técnica municipal, para conocer de primera mano su opinión sobre todo lo que está ocurriendo en el Ayuntamiento sobre la gestión de los contratos menores y poder realizarle
preguntas, lo que no ha permitido el alcalde que se diera en la comisión municipal de hoy.

Por su parte desde Podemos su edil Eric Quiles manifestó que «la conclusión de lo vivido esta mañana en las comisiones del Ayuntamiento es que al alcalde le queda muy grande el sillón, es incapaz de dirigir y hacer funcionar a su equipo de gobierno, y por desgracia esto al final afecta a todo El Campello».

La edil de Vox María José Sañudo ha defendido la actuación del alcalde, explicando que «el punto del orden del día en la comisión era dar cuenta de un informe de intervención y así ha sido por parte de la viceinterventora. Es bueno que a los concejales se nos informe de posicionamientos técnicos pero no ha lugar en un punto de dar cuenta de un informe de Intervención».