Fin a la ‘barra libre’ del empresario Enrique Ortiz en Alicante

El tripartito impone las primeras sanciones al empresario por incumplir la contrata de limpieza

0_gvzo60x7El tripartito (PSOE- Guanyar Alacant y Compromís) del Ayuntamiento de Alicante estrecha el cerco en torno a la figura de Enrique Ortiz y sus vínculos con el consistorio. El que fuera considerado el empresario de referencia del ayuntamiento durante la etapa de la ex alcaldesa popular Sonia Castedo -junto a la que está imputado en el caso Brugal por el presunto amaño del urbanismo a favor de Ortiz- está en el punto de mira del nuevo equipo de Gobierno. El objetivo: fiscalizar las contratas municipales en poder del empresario y velar por su «riguroso» cumplimiento.

Dicho y hecho. El edil de Medio Ambiente, Víctor Domínguez, confirmó ayer a este diario la imposición de varias multas por valor de 1.600 euros a la UTE Alicante, empresa participada por Ortiz que gestiona la limpieza y tratamiento de residuos, por el incumplimiento del pliego en algunos puntos de la capital detectado por los inspectores.

Una situación a la que el empresario no se había enfrentado hasta ahora «dada la flexibilidad con la que el anterior equipo de Gobierno trataba todo lo referente a Ortiz», destaca Domínguez. Y es que «a partir de este momento no sólo vamos a deducir a la UTE el porcentaje de presupuesto correspondiente a los trabajos no realizados, sino que también vamos a sancionarla por no cumplir las condiciones de la contrata recogidas en el pliego», matiza el edil de Medio Ambiente.

Plan anti privilegios

El plan del consistorio para acabar con los «privilegios» otorgados a Ortiz durante la etapa popular no acaba aquí. Y es que Domínguez llevará a la Junta de Gobierno Local del próximo jueves una propuesta para reducir el volumen de residuos de municipios de fuera que entran en la planta de Fontcalent. Entre los compromisos del tripartito destacaba este punto con el objetivo de responder a la demanda vecinal que ha denunciado en repetidas ocasiones los fuertes olores derivados de la planta de residuos y la llegada de más basura de la permitida.

Para conseguirlo, el edil de Medio Ambiente propone eliminar el cuarto turno, un turno adicional de trabajo creado para dar respuesta al tratamiento de basura foránea, y que dejaría fuera unas 55.000 toneladas de residuos de otros municipios. La medida, que se haría efectiva en enero de 2016, necesita del visto bueno del equipo de Gobierno ya que conlleva la pérdida de 800.000 euros de ingresos para las arcas municipales.

Además Domínguez propondría la posibilidad de que varios representantes de entes vecinales puedan acompañar a la comisión de seguimiento de la contrata (formada por políticos y técnicos) en sus visitas periódicas a la planta de residuos de Foncalent.

SEGUIMIENTO DE LA CONTRATA

Departamento de inspección. La Concejalía de Medio Ambiente tiene previsto crear un departamento de inspección de la contrata de limpieza y tratamiento de residuos con el objetivo de gozar de mayor flexibilidad y autonomía para realizar las inspecciones. Basuras foráneas. El objetivo del tripartito es eliminar, antes de que finalice el mandato, el volumen de basuras de fuera: unas 140.000 toneladas de resíduos.

Tags

About: Juan Guill

Fundador y administrador de Radio El Campello.

You may also like...

Sorry - Comments are closed